Consejo Nacional de Investigaciones
Científicas y Técnicas
01/08/2016

SE CONSOLIDÓ EL 3° TALLER NACIONAL DE CHILTO
Share on Google+ Share
La actividad contó además con la descripción de otros productos forestales no madereros, cultivados en zona de Yunga




wowslider.net by WOWSlider.com v8.5

El pasado 28 y 29 de julio amalgamó un único evento.  Se trató del 3° taller a nivel nacional relacionado al fruto silvestre “Chilto”, incluyendo por primera vez otros productos forestales no madereros. El encuentro tuvo lugar en el Salón Hansen, emplazado en la Facultad de Ciencias Agrarias de la Universidad Nacional de Jujuy, en San Salvador, capital de esa provincia.

La apertura y coordinación técnica del taller fue dirigida por el Ing. Juan Pablo Moro. Además, participaron de la organización el Ing. Hernán de Arriba (Secretario de Desarrollo Sustentable – Ministerio de Ambiente de Jujuy) y el Dr. Nahuel Schenone (Coordinador General del proyecto de Uso Sustentable de la Biodiversidad).

Primeramente, Hernán de Arriba agradeció la presencia de todos y declaró formalmente el apoyo desde el Ministerio de ambiente de Jujuy. “Nosotros celebramos este tipo de actividades y nos acoplamos para participar en este tipo de proyectos”, agregó.

Acto seguido, tomó la palabra uno de los representantes del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable, Nahuel Schenone. “Esta temática impulsa una cantidad y diversidad de actores que realmente es envidiable, y todo en pos del conocimiento, crecimiento y desarrollo de un producto. Por eso, creo que es motivador ver tantas caras, y de tantos rincones y actividades diferentes. Asimismo, esto permite compartir la información y que sea transversal para los múltiples ejecutantes de estas iniciativas”, enfatizó.

En tercer lugar, el Ing. Agrónomo Juan Pablo Moro destacó y se mostró alegre por la concurrencia. Sostuvo que es de significancia compartir otro taller nacional del Chilto, los cuales que se iniciaron allá por el año 2013. Además, expresó: “creo que venimos avanzando y que el Chilto está teniendo mucha mayor difusión en todo el país”.

Hay que tener en cuenta que en este proceso interactúan varias patas que juegan roles diferentes, pero necesarios. Primero, el productor agrónomo, que debe interiorizarse sobre las capacidades, las  propiedades y potencialidades de cultivar este y otros frutos silvestres. Segundo, la faz investigativa, a través del Sistema científico tecnológico que proporciona el CONICET y las diversas Universidades de la región. Y en tercer lugar, la divulgación de los saberes en el contexto de los espacios académicos, que permitirá que la sociedad sea consciente del poco aprovechamiento actual de algunas riquezas naturales de nuestro país.

En ambos días del taller se esbozaron diversos ejes. Algunos de ellos fueron: ley de bosques a favor de su preservación; actualidad del Chilto en el Mundo y Argentina; aspectos generales de su producción; prospección y conservación de poblaciones silvestres de Chilto; diversidad morfológica y genética del también llamado “tomate de árbol”, entre otros lineamientos. 

Por otra parte, cabe destacar que uno de los aportes claves en el taller fue el suministrado por los investigadores del CONICET Tucumán, quienes describieron las diversas propiedades funcionales y nutricionales del Chilto y de sus productos derivados. Pero también, de otras especies como Ñangapiri, Guabiyú, Achojcha y Yacón.

De la actividad participaron, exponiendo y disertando, investigadores/as del Instituto Regional de Ciencias Vegetales (IRCIVE), de la  unidad ejecutora INQUINOA (Instituto de Química del Noroeste Argentino) y del Instituto de Ecología Regional (IER).

Ellos fueron: Dra. María Inés Isla; Lic. Eugenia Orqueda; Dra María Rosa Alberto; Dra. Catiana Zampini y Lic. Martin Luis Zannier.

Por último, es importante mencionar que las actividades culminaron con el entrecruzamiento de opiniones, y un debate bastante nutrido.

Datos útiles y consideraciones sobre el fruto

¿Qué es?

El Chilto (Solanum betaceum), también llamado tomate de árbol, es una especie originaria de América del sur, domesticada y cultivada por las poblaciones originarias. El fruto es muy apreciado por sus colores, textura y su sabor agridulce único y refrescante.

Países como Colombia, Ecuador y Nueva Zelanda ya poseen producciones comerciales, marcando tendencia en el mercado mundial.

En Argentina se lo puede localizar en la región de las Yungas, comprendida por las provincias de Jujuy, Salta y Tucumán. Las comunidades campesinas del departamento de Valle Grande (Jujuy), son las que más promueven el desarrollo de este fruto, por su gran arraigo cultural.

Uso y consumo

El Chilto tiene una cáscara fina, lisa y de sabor amargo, que debe retirarse para consumirlo fresco. Algunos frutos presentan unas pequeñas concreciones, muy duras, que se retiran una vez cortado.

Se consume como fruto fresco o en ensaladas como acompañamiento de carnes y pescados. También es un insumo básico en la industria de jugos, compotas, salsas, chutneys, helados, conservas, mermeladas y puré o pulpa congelada.

Propiedades medicinales

Su uso es apropiado para combatir anginas, gripes y disfunciones hepáticas.

En frutoterapia, el Chilto fortalece al cerebro, y contribuye a curar cefaleas severas. También, tiene sustancias que bajan la tensión arterial y los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre.

Datos nutricionales

Es una excelente fuente de vitaminas (A, B1, C y E), minerales (Ca, P, Fe y K) y compuestos antioxidantes. Además, es bajo en grasas saturadas, sal y azúcares y alto en el contenido de fibra. Tiene oligoelementos importantes para la salud (Cu y Mn)

 





Crisóstomo Alvarez 722 / San Miguel de Tucumán (4000) // Tucumán - Argentina
Tel.(0381) 422-8052 / (0381) 431-2745 / (0381) 431-3740
CONICET TUCUMAN